Sidnei, calidad para la zaga verdiblanca

Sidnei, calidad para la zaga verdiblanca

El Real Betis hizo oficial en la tarde de ayer el fichaje del defensa brasileño Sidnei hasta 2022, incorporación que se ha cerrado por un cantidad inferior a los 4 millones de euros, menor cantidad que lo que pretendió el Krasnodar por su fichaje, finalmente frustrado. De esta forma, Serra Ferrer ha constituido una nómina de centrales de gran nivel, en la que teóricamente Sidnei viene a ser el cuarto central, aunque si muestra el rendimiento de hace dos años, será una dura competencia para Bartra, Mandi y Feddal.

El central de 28 años desembarcó en la liga española en el Espanyol en la temporada 2013/2014 en calidad de cedido por el Benfica, aunque sería en el Deportivo de la Coruña donde alcanzaría mayor protagonismo, club donde ha jugado las últimas cuatro campañas. Con el equipo gallego ha disputado un total de 119 partidos entre liga y Copa, 22 de ellos la pasada temporada, en los que anotó un gol, y que por desgracia para los coruñeses acabó con el equipo en segunda.

Sidnei es un defensa que encaja a la perfección en las exigencias del juego de Setién. El carioca tiene buen trato de balón y calidad para salir con la pelota jugada desde atrás. Su altura (1´85m) le convierte en un gran valor en el juego aéreo, tanto en defensa como en ataque. Tiene potencia y una gran zancada, lo que permite conducir el balón hasta el terreno local, algo que hace con frecuencia. Esta situación le hace cometer algunos errores, ya sea por el exceso de confianza en la propia conducción de balón o por el hueco que deja la defensa cuando se suma al ataque. A pesar de su envergadura, es un central rápido en el corte. Su gran lunar en el último año han sido las lesiones, algo que le ha impedido tener más regularidad en la última temporada.

Sin duda, con la incorporación de Sidnei, Setién tiene una defensa de garantías para competir en las tres competiciones. Otra pieza más para este ilusionante proyecto.